La relación entre las aplicaciones y la infraestructura ha evolucionado significativamente durante las últimas décadas.  Seguimos advirtiendo un movimiento constante desde las aplicaciones, datos e infraestructura centralizados a los distribuidos.  Con dicho movimiento, seguimos viendo mayores capacidades, más flexibilidad y menores costos, y todo ello agrega mayor valor al negocio para los clientes de empresas.

Desde la oficina a la nube y más allá

Las aplicaciones de negocios solían ejecutarse en los data center de las empresas y los colaboradores utilizaban terminales tontas para acceder a sus trabajos.  A medida que fue emergiendo la tecnología cliente/servidor, algunas aplicaciones y cargas de trabajo fueron empujadas hacia las PC de escritorio, y otras fueron alojadas fuera del data center de la empresa.  Cuando el almacenamiento y la computación virtualizados se hicieron posibles, las empresas se dieron cuenta de que podían distribuir las aplicaciones en diferentes lugares y hacer que las mismas compartieran los recursos o inclusive que trabajasen en conjunto. Luego, los proveedores en la nube llevaron a la virtualización a un nivel totalmente nuevo, creando los servicios en la nube pública.  Las empresas advirtieron que había muchas cosas que podían ejecutar fuera de la nube de manera más económica y con mejor redundancia y confiabilidad que en sus data center.

A las empresas les cuesta mucho dinero operar los data center. A medida que fueron surgiendo las plataformas en la nube pública para hospedar y dar soporte a las aplicaciones, las empresas fueron analizando sus data center cada vez más y decidieron librarse de ese gasto enorme.  El impulso principal de la mayoría de las empresas es no estar en el negocio del data center, motivo por el cual las organizaciones están trasladando las aplicaciones a la nube en el máximo de sus posibilidades.

Los tomadores de decisiones de TI a menudo ven dos sedes para ejecutar sus aplicaciones: la nube pública, o en las oficinas de una empresa.  Cada una de ellas tiene sus ventajas y desventajas:

Ventajas de la nube pública

  • La nube puede ser un lugar más económico para ejecutar las aplicaciones.
  • Los proveedores de servicios en la nube pueden ofrecer altos niveles de escalabilidad, confiabilidad, seguridad…
  • Las nubes públicas ofrecen herramientas y recursos asociados para mejorar sus aplicaciones, tales como herramientas analíticas, capacidades de IA y otros servicios de valor agregado.

Desventajas de la nube pública

  • La nube pública puede estar muy lejos de la oficina, creando una larga latencia, ciertas aplicaciones necesitan interactuar con las oficinas de la empresas en escasos milisegundos, y esas aplicaciones no pueden ejecutarse en la nube pública.
  • Por lo general se accede a la nube pública a través de la internet pública, incluidas miles de organizaciones diferentes conectadas entre sí de distintas maneras.  La forma en que se mapea desde la ubicación de su empresa hasta el proveedor de servicios de nube pública es variable e impredecible, lo que crea un desempeño menos confiable para las aplicaciones que transfieren una gran cantidad de datos.

Ventajas desde la oficina de la empresa

  • En la oficina, usted puede controlar estrictamente el desempeño desde el punto de vista de la latencia; está ahí, físicamente en la sede de la empresa.
  • También puede controlar estrictamente la seguridad y la privacidad de los datos.

Desventajas desde la oficina de la empresa

  • Las oficinas corporativas son los lugares desde donde resulta más caro ejecutar las aplicaciones.  Por ejemplo, comercios minoristas con aplicaciones que se ejecutan en 1000 locales de tiendas de todo el país; el metro cuadrado para los negocios minoristas es oneroso.
  • Las aplicaciones en las oficinas de las empresas requieren de personal de TI capacitado y de costosas inversiones en infraestructura.
  • Dependiendo del tipo de ubicación de la empresa, es posible que la seguridad y la confiabilidad no sean buenas. Un comercio minorista, por ejemplo, puede tener una fuente de energía menos confiable, un entorno operativo deficiente y poca seguridad.

Compense las ventajas y desventajas con Edge Compute

Así es el mundo en el que vive la mayoría de la gente hoy en día: alojando las aplicaciones en la nube pública o en la oficina. Pero Edge Compute le brinda un término medio que equilibra las ventajas y desventajas entre ambos extremos.  Ahora puede colocar una aplicación en un lugar seguro con un costo menor al de la oficina, pero que sigue ofreciéndole el desempeño de baja latencia que necesita porque la aplicación se encuentra localmente en dicho mercado.

Si está ejecutando aplicaciones en la trastiendas de 20 comercios, en una ciudad como Denver, no está obteniendo una buena utilización porque esa infraestructura de computación y almacenamiento está dividida en 20. Si pudiera ejecutar todo desde un lugar de borde (edge) en la ciudad, podría obtener mayor eficiencia.  Asimismo lograría mayor confiabilidad en un lugar vigilado con redundancia de energía.

Edge compute crea un término medio que les brinda a las empresas una tercera elección para mejorar la eficiencia y el control de costos. Si bien los sitios de borde no son nubes públicas como AWS, Azure y Google Cloud, son lo suficientemente grandes como para implementar herramientas de IA, machine learning, herramientas de analítica de video y otros servicios de aplicaciones enriquecidas. Puede ejecutar aplicaciones y cargas de trabajo en el borde, de alto rendimiento y baja latencia, imposibles de ejecutar de forma rentable en las oficinas.

Para realizar este valor es fundamental la orquestación y la coordinación de las aplicaciones y el movimiento de los datos entre las nubes públicas, el borde y el/los sitio/s de su empresa.  Muchos avances han permitido eso, incluido el traslado hacia arquitecturas contenerizadas y la capacidad de enviar aplicaciones fácil y rápidamente de una manera estructurada a diferentes puntos, conectarlas, coordinarlas y gerenciarlas en grupos, y encadenar estos elementos juntos, de punta a punta. Son muchísimas las excelentes herramientas que lo habilitan, entre ellas:  Kubernetes de Google, Tanzu de VMware y Red Hat OpenShift de IBM.

Aproveche nuestro abordaje exclusivo

A diferencia de los operadores de redes móviles, Lumen no está construyendo edge compute de propiedad exclusiva, en donde el acceso al borde debe pasar por la red 5G inalámbrica propia del operador.  Asimismo estamos adoptando un abordaje distinto del de algunos proveedores de servicios en la nube, por ejemplo, el producto Amazon Outpost es como una miniversión de AWS implementada en las oficinas del cliente o en sus cercanías. En su lugar, Lumen está construyendo un servicio que es interoperable en nubes múltiples, y vincula el desempeño de edge compute estrechamente a nuestras capacidades de redes de alto desempeño.

Lumen se asoció con Morpheus, un proveedor líder de herramientas de orquestación para la coordinación e interacción de nubes múltiples de punta a punta.  La mayoría de las empresas posee una estrategia de nubes múltiples con algunas cargas de trabajo en AWS, algunas en Azure y otras en Google Cloud. Al utilizar herramientas de orquestación de nubes múltiples como Morpheus y herramientas que otros como VMware y IBM también están construyendo, edge compute de Lumen puede interoperar con cargas de trabajo que residen a lo largo de todo el espectro de los principales proveedores de servicios en la nube.

Dicha interoperabilidad no significa tener que sacrificar las herramientas que usted conoce y quiere.  Por ejemplo, si usted tiene un negocio con VMware, puede usar edge compute de Lumen y las herramientas VMware con las que sus técnicos y personal de DevOps estén acostumbrados. Las herramientas poseen las mismas características que tenían antes.  Si usted es de Red Hat house, nuestra plataforma edge compute soportará Red Hat OpenShift para que sus colaboradores puedan aprovechar dichas herramientas.

Al trabajar con Lumen usted no queda tecnológicamente prisionero del abordaje de ningún proveedor, ya sea AWS o Azure o Google o IBM Cloud.   Los clientes pueden usar las herramientas que deseen y las tecnologías a las que estén acostumbrados con interoperabilidad en entornos de nubes múltiples.

A esto agréguele una red que está diseñada para llegar a la gran mayoría de las principales empresas, dentro de una latencia de 5 ms y que tiene controles muy estrictos sobre cómo se enrutan los datos desde las instalaciones de la empresa, hasta el borde, a los proveedores de servicios en la nube. La Plataforma Lumen provee una experiencia corporativa consistente para empresas multinacionales que desean trabajar en todo el mundo, conectando a todos los principales proveedores de servicio en la nube de la manera más rápida posible, estableciendo la ruta de retorno más corta desde el lugar de su empresa a los proveedores de servicios en la nube pública con quienes elija trabajar.

La combinación de nuestra red de fibra global junto con la interoperabilidad abierta de nubes múltiples hace que la Plataforma Lumen sea única en la entrega de soluciones distribuidas de próxima generación. Nuestros servicios gerenciados protegen, organizan y entregan aplicaciones y datos instantáneamente en un entorno global distribuido.

Muchas empresas realizan una orquestación de nubes múltiples a través de la Internet pública, donde usted no sabe cómo se mueven sus paquetes, cuántos saltos dan sus datos o por cuántos operadores pasan para realizar la entrega de un punto a otro, y cambia de minuto a minuto. Dichas empresas no pueden controlar el movimiento de los datos en toda su trayectoria hasta la fibra, de la manera en que lo hace Lumen. 

La Plataforma Lumen integra herramientas de orquestación a través de las capas de red para establecer conectividad con la latencia más baja posible.  Realiza el provisionamiento en tiempo real de dichas conexiones de red a través de redes definidas por software (SDN). Nuestra propiedad intelectual vincula la orquestación de las aplicaciones, de los datos y de la infraestructura distribuidos a lo largo de las capas de la red para proporcionar el desempeño, la seguridad y los servicios gerenciados que cada aplicación necesita, de punta a punta.

Artículo original en inglés: https://blog.lumen.com/leverage-edge-compute-with-the-lumen-platform-and-deliver-unique-business-value/

Jon Paul "JP" McLeary

Autor:
Paul Savill
Paul es vicepresidente sénior de productos y servicios para empresas de Lumen. En esta función, instaura la estrategia y lidera la gestión global de productos para todos los servicios para empresas de Lumen, incluyendo internet, voz, redes de datos, nube, entrega de contenido, seguridad, fibra oscura, TI y servicios gerenciados. Con 25 años de experiencia en la industria de las telecomunicaciones, Paul se ha desempeñado varias posiciones técnicas y de liderazgo que abarcan entre otras: gestión de producto, planificación de redes, ingeniería, operaciones y entrega de servicio.

Disponible en Português (Portugués, Brasil)